Uno de los problemas más cotidianos al que las parejas se tienen que enfrentar es el tema de los ronquidos.  Y es que los ruidos pueden ser a veces tan ensordecedores que impiden conciliar el sueño a la otra persona, con todo lo que eso conlleva. Por eso, porque más vale prevenir que curar, en este sitio online se pueden encontrar soluciones para la prevención de los ronquidos.

Para empezar conviene señalar que  roncar es muy común en la edad adulta cuando se han terminado de desarrollar las vías respiratorias. Cualquier obstrucción que pueda haber, por pequeña que sea, puede provocar la aparición. En este sentido, también hay que tener en cuenta que una persona puede empezar a roncar de la noche a la mañana (nunca mejor dicho) aunque antes no lo hubiese hecho.

motivos prevencion ronquidos homre roncando cama

Según el Instituto del Sueño, la mitad de los hombres roncan. Para las mujeres el porcentaje baja un poco, hasta el 25%, siendo, en cualquier caso,  también un ratio bastante alto en la sociedad.

Con estas cifras se pueden imaginar distintos conciertos nocturnos en los dormitorios de muchas casas del país, con el consiguiente estrés que pude llegar a generar la falta de descanso de calidad. Algunas parejas, incluso, llegan a dormir en habitaciones separadas.

Evitar los ronquidos no es imposible, aunque sea muy difícil. No se soluciona con ese chasquido común y conocido similar al de ahuyentar a los perros. Con eso solo se consigue que la persona se despierte, cambie de postura y vuelva a roncar al cabo de un rato. Con 10 minutos de ventaja, no se soluciona gran cosa, pero puede ser una posibilidad si la otra persona consigue dormirse rápidamente.

Otros remedios, quizá más efectivos y llevados desde la raíz, podrían ser:

  1. Adelgazar. Sí, qué tendrá que ver el tocino con la velocidad. Pues tiene que ver. Las personas con sobrepeso tienen mayores dificultades para respirar y, por ende, tienden a su vez a roncar más. Se recomienda mantener en un peso saludable para todo, también para dormir mejor.
  2. Dormir boca abajo. Por pura física, la lengua se va hacia atrás y puede obstruir la vía aérea produciendo la aparición de los ronquidos. Algunos recomiendan utilizar almohadas más altas, otros ponerse algo a la espalda que incomode dormir boca arriba. Pueden ser buenos trucos.
  3. No beber alcohol en exceso. Seguro que más de una persona se ha dado cuenta de que la noche en la que ha salido de fiesta, se ronca más. Esto es debido a que el alcohol relaja los músculos de la garganta y la boca y por ello se hace más difícil una respiración normal.
  4. Hacer ejercicios con la lengua. Estos llevan tiempo y pueden a llegar a ser complejos, pero, en principio, los expertos lo aconsejan ya que consideran que puede ayudar a fortalecer los músculos que intervienen en la aparición de ronquidos.
  5. Utilizar tiras nasales. También, en épocas de resfriado o congestión suele ser muy común roncar, por lo que esta solución puede ayudar a respirar mejor durante la noche y a relajarse.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Entreblogggs - Jordi Tornés José .
  • FinalidadModerar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Intergrid SL.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.