Saltar al contenido

C贸mo sacarle partido a la iluminaci贸n de tu dormitorio

Para poder sacarle partido a la iluminación de tu dormitorio, es muy importante que en primer lugar optes por productos de calidad y comprobados como los de CELER, y en segundo lugar, también deberás tener en cuenta las recomendaciones que te vamos a dar a continuación y que te ayudarán a disfrutar de una iluminación completamente personalizada, cómoda, funcional y a la vez también más ecológica.

脥ndice

    La tecnología más recomendable para sacar partido a la iluminación de tu dormitorio

    En lo primero que nos vamos a centrar es en la tecnología de iluminación que vamos a utilizar para la luz artificial de nuestro dormitorio, y en ese sentido, la iluminación LED es la solución más recomendable y rentable de todas ellas.

    Cómo sacarle partido a la iluminación de tu dormitorio
    Cómo sacarle partido a la iluminación de tu dormitorio

    Una ventaja importante de este tipo de iluminación es el hecho de que se puede presentar en multitud de formas, desde una bombilla tradicional hasta las fantásticas tiras LED que puedes colocar en prácticamente cualquier lugar como puede ser detrás de los muebles, detrás del monitor o la tele, escondidas en la moldura, etcétera, pudiendo de este modo crear una luz indirecta que aporta iluminación pero sobre todo ofrece sensaciones agradables.

    También es una iluminación que apenas consume energía, lo cual hay que añadir que apenas se calienta, y precisamente lo hace porque toda la energía la convierte en luz, siendo una solución ecológica y que además permite muchas posibilidades.

    Recuerda que además de la iluminación LED también tienes la iluminación LED RGB que es el mismo tipo de tecnología pero con la posibilidad de elegir entre diferentes colores.

    Elige el tipo de iluminación más adecuada

    Gracias a la tecnología LED, vamos a tener la posibilidad de crear diferentes tipos de iluminación en un mismo dormitorio:

    Iluminación general uniforme

    Cuando optemos por utilizar la iluminación general, es importante que nos aseguremos de que no van a quedar espacios oscuros, lo cual mejora la accesibilidad por ejemplo cuando estamos limpiando, si estamos ordenando o incluso cuando realicemos otras tareas que requieran de una buena disposición de luz.

    La iluminación ambiental, ideal para el descanso

    Sin embargo, también es importante crear una iluminación ambiental que está especialmente indicada para esos momentos en los que nos queremos relajar y descansar.

    Esta iluminación se caracteriza por ser indirecta, es decir, generalmente va escondida de tal manera que se aprovecha más su reflejo sobre las superficies.

    Iluminación puntual

    La iluminación puntual es aquella que está llamada a cubrir las necesidades lumínicas de un espacio muy determinado.

    En este sentido podemos encontrar desde los flexos o diferentes tipos de luminaria que se pueden colocar en un escritorio, hasta la iluminación en espacios muy específicos como por ejemplo dentro del armario de la ropa, dentro de cajones y un largo etcétera.

    Intenta sacar el máximo partido a la luz natural

    Aunque no disponemos de ella siempre que nos gustaría, la luz natural es la mejor iluminación que podemos aprovechar para nuestro dormitorio, y en este sentido, lo recomendable es disponer de buenas ventanas al exterior.

    También es aconsejable utilizar cortinas de color claro en el caso de instalarlas, y siempre que podamos, tendremos las persianas subidas para que entre bien toda la luz.

    Los espejos te ayudan a aumentar la luz de la estancia

    Utilizar algunos espejos estratégicamente colocados también es una buena ayuda para aumentar los niveles de iluminación dentro de la habitación, una forma fantástica de sacarle partido a la iluminación de tu dormitorio tanto cuando aproveches la luz natural como cuando estés utilizando luz artificial.

    Sin embargo, recuerda que estos espejos no deben crear reflejos ni sobre la zona de descanso ni dónde te pongas a estudiar o realizar actividades como leer, ya que puede resultar incómodo.

    Elige bien los colores y aprovecha para redimensionar tu dormitorio

    Finalmente, una buena elección de colores es ideal para poder aprovechar la luz, y en este sentido, los colores más claros son los que más iluminación van a aportar, siendo el blanco el color ideal.

    Esto no quiere decir que tengamos que pintar toda la habitación en blanco, ya que hay que recordar siempre que los colores claros alejan y los oscuros acercan, lo que significa que si por ejemplo nuestra habitación tiene un techo muy alto, podemos aprovechar para pintarlo de un color más oscuro que las paredes y así tendremos una sensación de techo más bajo y mayor dimensión, mientras que las paredes serán las que reflejarán una mayor cantidad de luz.