Estaréis de acuerdo conmigo en que la comida casera es mucho mejor que la comida que venden preparada. Por un lado, todo lo que se vende envasado tiene muchos aditivos que acaban resultando perjudiciales. Y por otro lado, no menos importante, la diferencia entre un sabor y otro es abismal.

Evidentemente, compramos muchas cosas preparadas por una cuestión de tiempo y, sobre todo, porque no siempre tenemos las recetas adecuadas para cocinar según que alimentos.

El pan, por ejemplo, es uno de los alimentos más consumidos habitualmente y lo compramos hecho porque, entre otras cosas, es uno de los productos más difíciles de hacer. Sin embargo, nosotros hoy queremos traerte una receta muy sencilla con la que puedes conseguir un pan casero y delicioso.

Un ingrediente muy importante es el tipo de harina, nosotros lo haremos con harina Manitoba, una harina muy popular en Italia que se puede encontrar en prácticamente cualquier supermercado. Tiene un alto contenido en gluten y está hecha de trigo blando, una harina de fuerza, como se suele decir.

¿Qué ingredientes necesitamos?

  • 500 gr. de harina de Manitoba
  • 280 ml. de agua tibia
  • 10 gr. de levadura de cerveza seca
  • 20 gr. de sal
  • 10 gr de azúcar
  • Aceite de oliva

1. Hacer la masa

En un recipiente grande, vertemos la harina, la sal y el azúcar. Mezclamos con un tenedor hasta que todo esté integrado. Después vierte el agua tibia, remueve y por último añade la levadura.

2. Hora de amasar

Pon un poco de aceite de oliva en las manos y comienza a amasar la mezcla. Al principio te puede resultar difícil que los ingredientes se unan, pero verás como poco a poco la masa cada vez será más homogénea y pegajosa, es entonces cuando debes aplicar más fuerza. Cuando notes que la masa esté más integrada, puedes seguir amasando sobre una tabla, así será más cómodo.

El tiempo medio en el que la masa estará lista serán unos 5 minutos, lo notarás porque tendrás una masa compacta que no se pegue entre los dedos.

3. Fermentación

Pon la masa en un molde para el horno con un poco de aceite en la base o una hoja de papel vegetal. Dale forma a la masa para tener una especie de bola y haz algunos cortes con un cuchillo afilado, eso ayudará a la levadura a actuar y que la masa crezca.

Mete el molde dentro del horno apagado y déjalo reposar durante 3 horas, notarás como ha aumentado su tamaño y la fermentación habrá sido efectiva.

4. Horneado

Ahora toca cocinarlo, pero antes pondremos 2 o 3 cucharadas de aceite sobre la masa, extendiéndolo con un pincel para que quede uniforme.

Precalienta el horno a 175ºC y pon el pan junto con un tarro pequeño con agua. El líquido, al calentarse se evaporará y creará un espacio húmedo que ayudará a la cocción del pan, para que quede blando y esponjoso.

Hornea durante 25 o 30 minutos, hasta conseguir el aspecto que más te guste.

¡Buen provecho!

Fuente: Instructables

Summary
recipe image
Recipe Name
Pan casero con 4 ingredientes
Published On
Total Time