Saltar al contenido

En tan sólo cuatro años construyó una iglesia espectacular hecha con plantas

iglesia arboles 01

El mundo DIY (hazlo tú mismo) está en auge en todo el mundo, pero tenemos que reconocer que hay personas que tienen un talento innato, las cuales pueden crear cosas fabulosas e increíbles.

Hoy hemos conocido la historia de un hombre que ha hecho exactamente eso, algo increíble. Se llama Barry Cox y nos trasladamos hasta Nueva Zelanda para conocer su historia.

iglesia_arboles_01

iglesia_arboles_02

Después de muchos años de trabajo, por fin Barry cumplía su sueño de poder comprar un terreno de 1,2 hectáreas. Allí se construyó su casa y comenzó a crear jardines espectaculares a su alrededor, ya que es un amante de los árboles.

Barry se dedica al traslado de árboles de gran tamaño, gracias a una máquina única que consigue recoger el árbol desde suficiente profundidad para que este no sufra en el traslado. Gracias a su conocimiento en jardinería avanzada, pudo tener el jardín que tiene actualmente en tan sólo cuatro años.

iglesia_arboles_03

iglesia_arboles_04

Pues bien, Barry salía un día por la puerta de atrás de su casa y dijo: “este espacio necesita una iglesia”. Ni corto ni perezoso no se lo pensó dos veces antes de iniciar la obra con sus propias manos. En 2011 comenzó a adecuar el terreno y a pensar la estructura ya que Barry conocía mucha arquitectura sobre las iglesias porque las estudiaba detenidamente en sus viajes por el mundo.

iglesia_arboles_05

iglesia_arboles_06

Mezclando las dos pasiones de nuestro protagonista: la arquitectura y los árboles, no lo tuvo complicado y se lanzó a hacer su iglesia con árboles. Tardó sólo cuatro años en conseguir este resultado espectacular, toda una obra de arte y más cuando no viene de la mano de un profesional.

Primero creó una estructura de hierro sobre la cual las ramas irían enredándose. Ahora bien, mantener la iglesia así precisa de su retoque pertinente cada seis semanas.

iglesia_arboles_07

iglesia_arboles_08

Una vez terminada la obra, Barry decidió abrirla al público, no sólo para que los visitantes que quieran apreciarla puedan, sino también para aquellos enamorados que quieran casarse en un sitio especial. Tanto la iglesia como los jardines de alrededor están adaptados para este tipo de celebraciones inmersos en la naturaleza.

iglesia_arboles_09

iglesia_arboles_10

Por último, os dejamos un pequeño vídeo en el que se hace un recorrido por el exterior e interior de la iglesia, nosotros nos hemos quedado maravillados.

Fuente: boredpanda, suff.co