Precioso, en concepto como en acabado.