Saltar al contenido

10 trucos para que los tacones dejen de ser tus enemigos este verano

truco tacones comodos destacada

Las mujeres solemos utilizar tacones muy a menudo, no sólo para ocasiones especiales, en el día a día también los solemos utilizar para ir a trabajar y acabamos estando en lo alto durante muchas horas. Unos bonitos tacones te estilizan la figura y dan una apariencia más formal aunque los combines con unos vaqueros, y a nosotras nos encanta ponérnoslos y lucirlos pero lo que nunca debemos hacer es sufrir por ello.

Estar con molestia mientras utilizamos tacones no sólo es una cuestión de comodidad, sino también de salud. Es muy recomendable utilizar siempre zapatos cómodos que permita a nuestro pie transpirar para evitar posibles enfermedades. Pues bien, hoy queremos enseñarte 10 trucos para que no vuelvas a sufrir cuando te pongas tus tacones favoritos. ¡No te los pierdas!

1. Compra los tacones al final del día.

Al caminar durante todo el día, los pies se nos acaban hinchando pudiendo llegar hasta media talla más de lo que llevamos. Si los compras por la noche, o a última hora del día, te aseguras de que nunca te molesten.

truco-tacones-comodos-01

2. Usa plantillas de gel.

Estas plantillas te ayudan a pisar mejor y a descansar el pie para que no acabe cansado.

READ  9 usos de la laca que te sorprenderán increíblemente

truco-tacones-comodos-02

3. Con unos calcetines y un secador puedes amoldar las partes rígidas de tu zapato.

Si te acabas de comprar unos zapatos y quieres usarlos de inmediato por mucho tiempo, asegúrate de que no te harán daño amoldándolos a tu pie con esta técnica.

truco-tacones-comodos-03

4. Mantén hidratados tus talones.

Para mantener los talones hidratados aunque utilices tacones, hay almohadillas especiales que te ayudarán.

truco-tacones-comodos-04

5. Protectores para evitar las ampollas.

Cuando usamos tacones una de las partes más afectadas es la parte delantera del pie, utiliza unas almohadillas para evitar posibles heridas.

truco-tacones-comodos-05

6. Utiliza una horma para estirar el zapato.

Si el zapato no es exactamente como tu pie y te hace daño, puedes conseguir hormas profesionales en cientos de sitios de internet.

truco-tacones-comodos-06

7. O bien utiliza bolsas de agua congelada.

Si quieres conseguir el mismo efecto que con la horma pero sin gastarte dinero, sólo tienes que poner una bolsa de agua dentro del zapato y meterlo dentro del congelador. Cuando el agua se convierta en hielo estirará el tejido del calzado.

truco-tacones-comodos-07

8. Pon un antideslizante en el tacón.

Evita cualquier tropezón o torcedura de tobillo poniendo un antideslizante en el tacón, ten en cuenta que todo tu peso lo sostiene este pequeño tubo.

truco-tacones-comodos-08

9. Protector de talón.

Recalcamos que el talón es muy importante mantenerlo sano, por lo que recomendamos estos protectores que además te asguran de ajustar el zapato a tu medida exacta.

truco-tacones-comodos-09

10. Desodorante transparente para las ampollas.

Aplica un poco de desodorante transparente en la zona del pie que más roce tenga con el zapato, servirá como barrera protectora evitando ampollas y cualquier tipo de heridas.

READ  Revolucionario invento que soluciona uno de los mayores problemas de las novias en su "gran día"

truco-tacones-comodos-10

Fuente: eslamoda