Las patatas son uno de los alimentos más completos y consumidos del mundo. Su versatilidad las hace perfectas para crear platos de todo tipo, desde principales a guarniciones, fríos o calientes, más ligeros o potentes. Es cuestión de gustos.

Es fácil encontrarlas en cualquier supermercado o frutería, pero lo que no todo el mundo sabe es que su cultivos es aún más sencillo. Hay quien se queja de la dificultad para encontrar una buena patata hoy en día, otros recurren a la agricultura ecológica huyendo del uso de pesticidas y otros productos, pero si de verdad quieres saber de dónde vienen las patatas que comes, lo mejor es que sean de tu propia cosecha.

Hoy vamos a enseñarte cómo cultivar tus propias patatas en 4 sencillos pasos. Lo único que vas a necesitar es un barril o una maceta bien grande, y muchas ganas de comer este tubérculo porque vas a tener un rendimiento de hasta 45 kilos por barril. ¡Allá vamos!

1. Elige y prepara la maceta

Una buena elección son los barriles o macetas de madera de gran tamaño. Tienes que escoger uno que tenga una capacidad aproximada de 190 litros o al menos 1 metro de diámetro.

Límpialo bien si tiene restos de residuos y haz agujeros en la base para garantizar un buen drenaje.

2.  ¿Qué patata quieres cultivar?

Es el momento de escoger la variedad de patata que más nos interesa. Puedes encontrar patatas para el cultivo en cualquier vivero, pero también puedes preparar las que tengas en casa si son las que te gustan. Para ello, déjalas en un recipiente de cartón en un lugar oscuro, fresco y sin mucha humedad, verás cómo las raíces empiezan a brotar más pronto que tarde.

3. Empieza la siembra

Lo primero que debes hacer es cubrir la base del barril hasta unos 15 centímetros con mantillo vegetal y compost. Después coloca una primera tanda de patatas bien separadas entre sí.

Lo siguiente es cubrirlas con tierra y abono humedecidos. La idea es que las patatas estén en un entorno siempre húmedo pero sin llegar a estar encharcado, el exceso de agua arruinará tu cosecha.

Conforme vayan creciendo los tallos de las patatas, debes ir cubriendo con tierra húmeda aproximadamente hasta la mitad de los mismos. De esta forma, permites que los tallos sigan creciendo y bajo la tierra que añades van naciendo más y más patatas.

4. Cosecha tus patatas

Después de unas 10 semanas, tus patatas deberían estar listas para la cosecha. Utiliza tus manos para excavar un poco y comprobar su estado. Si crees que están bien, solo tienes que volcar la tierra sobre una lona o similar y dedicarle un rato a recoger lo que has sembrado.

Recuerda guardar algunas patatas para la próxima siembra y atrévete a probar con distintas variedades y tipos de riego.

Fuente: ecoinventos

Summary
Cultivar patatas en un barril
Article Name
Cultivar patatas en un barril
Description
Te enseñamos a cultivar patatas en un barril o maceta grande en tan solo 4 pasos.
Author
Publisher Name
Casas Increíbles
Publisher Logo